El ministro de Salud, Fernando Ruiz, expresó su preocupación por el riesgo de contagio de covid-19 que puede presentarse en las celebración de Halloween el próximo 31 de octubre.

Ruiz enfatizó en que no debe haber ninguna fiesta durante la jornada, ni de niños ni de adultos, pues estas celebraciones y reuniones son la causa de mayores contagios en otros lugares, como ocurrió en Europa.

El ministro también aseguró que están prohibidos los recorridos para recoger dulces en centros comerciales, en las calles o en los conjuntos residenciales.

“Esto tiene un efecto muy negativo, en el sentido en el que se generan lo que llamamos ‘supercontagiadores’, es decir, personas que van pasando de un lugar a otro -posiblemente asintomáticos- y en este transcurrir de una casa a otra va contagiando personas”, aseguró el líder de la cartera de salud.

Ruiz explicó que cada alcalde tomará la decisión de decretar toques de queda si se evidencian situaciones que ameriten la medida en medio de la celebración de Halloween.

El ministro recordó que Colombia está bajando en su curva epidémica, pero todavía es una disminución frágil, por lo que son claves el cuidado y la responsabilidad, evitando fiestas y celebraciones por algunas fechas puntuales.

En Bucaramanga estudiarán medidas

Exactamente en once días Bucaramanga vivirá su primera noche de Halloween en medio de la pandemia del Coronavirus. Pese a que la nueva etapa de aislamiento permitió la reapertura de bares, restaurantes y un poco más de libertad en la movilidad, existe preocupación ante el alto riesgo de contagio que podría generarse en esa fecha.PUBLICIDAD

Tradicionalmente, el día de la celebración de Halloween en Bucaramanga cientos de personas salen a las calles para celebrar esta fiesta en la que muchos se disfrazan para salir a pedir dulces y otros más lo hacen en caravanas motorizadas. Este año, por la pandemia del COVID-19 se espera que esta fecha sea atípica.

Pese a que la Alcaldía de Bucaramanga y demás autoridades aún no toman las medidas que regirán ese día, como un posible toque de queda o ley seca, se presume que la tradicional “noche de brujas” no podrá celebrarse como en ocasiones anteriores.

Vanguardia conoció que en los próximos días se llevará a cabo el encuentro con Policía y demás autoridades pertinentes en el que se definirán las disposiciones que regirán el próximo 31 de octubre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.