Un triple homicidio se registró este sábado en el sector de Seguengue, zona rural entre los municipios de El Tambo y Cajibío, en el occidente del Cauca.

El alcalde de El Tambo, Carlos Vela, detalló que está a la espera de los resultados de las investigaciones sobre lo ocurrido en este caso en el que los cadáveres fueron encontrados con las manos atadas y con tiros de gracia al lado de un vehículo.

Así mismo, se confirmó que una comisión de la Policía y la Fiscalía se trasladó al lugar de los hechos para adelantar las indagaciones. “Lo que se conoce es que son tres cuerpos abandonados, ya estamos avanzando en los tramites de identidades y los móviles de este crimen”, afirmó a BluRadio Luis Cornelio Angulo, secretario de gobierno del Cauca.

El hecho se suma a otros hechos de sangre que se han registrado en las últimas horas en otros municipios del Cauca y Nariño.

Cabe recordar que el pasado 21 de agosto en El Tambo, en el corregimiento de La Uribe, se registró una masacre de 6 personas.

El alcalde de El Tambo señaló a las disidencias de las Farc como principal factor de inseguridad.

El viernes, las autoridades del departamento colombiano de Nariño, limítrofe con Ecuador, denunciaron el hallazgo de cuatro hombres asesinados en una zona rural del municipio de Buesaco.

“En horas de la mañana en (…) la vereda (aldea) Las Minas, nos reportan que se encontraron cuatro cadáveres. Nosotros mandamos a hacer la verificación por parte del inspector de la zona que a las ocho de la mañana nos confirmó el hecho”, informó el alcalde de Buesaco, Nilson López.

El Observatorio del Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (INDEPAZ), que clasifica como masacre el homicidio intencional y simultáneo de tres o más personas protegidas por el Derecho Internacional Humanitario (DIH) y en estado de indefensión, en iguales circunstancias de tiempo, modo y lugar, aseguró que de confirmarse la de hoy, serían 51 las masacres perpetradas en Colombia este año, ocho de ellas en el Cauca.

En ese departamento operan grupos de disidentes de las Farc, el Eln y bandas criminales que se disputan ese territorio para dedicarlo a cultivos ilícitos de coca y marihuana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.