El seleccionado que dirige Lionel Scaloni hizo un buen partido: la pauta la dan las atajadas del arquero Ospina, que se erigió en la figura de Colombia. Casi “desde el vestuario” Argentina estaba en ventaja primero con el frentazo de Romero -el marcador central del Atalanta– a los 2 minutos de comenzado el encuentro y enseguida estirando la ventaja con una jugada en la que Paredes se paseó haciendo “slalom” por el área colombiana para obtener el 2-0 a los 7 minutos. Ese resultado le daba algo de tranquilidad al equipo argentino, pero quedaba mucho tiempo por delante.

Estando Argentina en ventaja, pudo estirar sobre todo en jugadas de pelota parada: Ospina sacó dos disparos al ángulo de Messi, para lucirse y mantener la esperanza local.

Cuando iba media hora de juego, una mala noticia para Argentina: el golpe y caída del arquero Dibu Martínez (que se había mostrado muy seguro), que tuvo que salir reemplazado por Marchesín. El DT de Colombia Rueda también movió las fichas y aportó una mejoría a su equipo con los ingresos de Muriel y luego para la segunda parte las entradas de Borja, Barrios y Cardona.

El segundo tiempo además mostró algunas debilidades del equipo albiceleste: Colombia aceleró el ritmo y afloraron algunos errores. Momentos flojos en la marca de Paredes y el error de Otamendi (que venía teniendo una buena actuación) de darle un codazo a Uribe, para una sanción de penal que era inapelable: se transformó en el descuento 2-1 cuando convirtió Muriel a los 6 minutos de la segunda etapa.

Y aunque Argentina lo pudo haber asegurado con uno de esos tiros libres de Messi y un tiro de Lautaro Martínez (que supo asociarse bien con el Pulga), ambos frustrados por Ospina, Colombia fue ganando peso ofensivo. Y luego de algunos anuncios como una pelota muy desviada de Muriel, llegó al gol en tiempo adicionado, en el último minuto de los 5 que agregó el árbitro Tobar. Foyth la perdió en una muy mala salida desde el fondo, Colombia abrió la pelota por derecha para Cuadrado que metió un centro largo que conectó Borja elevándose por encima de todos ante la mirada impávida de Pezzella y nuevamente Foyth. Fue el 2 a 2 y ya no quedaba tiempo para nada más.

Por la caída de Ecuador ante Perú por 2 a 1 y el empate sin goles entre Uruguay y Venezuela, Argentina mantiene el segundo lugar en la tabla para clasificar a Qatar 2022, aunque todavía falta muchísimo: apenas se disputaron un tercio de los partidos de eliminatorias. En septiembre se reanuda la competencia: la selección visitará a Venezuela y luego recibirá a Bolivia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.