Las protestas, las más fuertes que han ocurrido en Cuba desde el llamado “maleconazo” de agosto de 1994, se producen con el país sumido en una grave crisis económica y sanitaria por la COVID-19.

Congresistas cubano-estadounidenses y dirigentes del exilio pidieron ayer al presidente de EE.UU., Joe Biden, que se haga lo necesario para restablecer el internet al pueblo cubano que protesta en las calles pidiendo libertad y no negocie con el Gobierno de Miguel Díaz Canel.

Esas dos peticiones surgieron de una reunión celebrada en el Museo de la Diáspora Cubana en Miami, a la que asistió el gobernador de Florida, Ron DeSantis, y la vicegobernadora, Jeanette Nuñez.

La congresista María Elvira Salazar dijo que republicanos y demócratas deben estar unidos y hablar con una “sola voz” para ayudar al pueblo cubano a lograr su libertad, mientras la dirigente del exilio Silvia Iriondo urgió a Biden a dar pasos concretos ahora mismo en apoyo de los cubanos.

A la reunión asistieron los principales dirigentes del exilio y, además de Salazar, el congresista Carlos Giménez, ambos republicanos, así como legisladores estatales de ese mismo partido.

El hecho de que el Gobierno cubano cortara internet después de que estallaran las protestas el pasado domingo y cómo subsanarlo para que los manifestantes puedan estar informados y conectados entre sí fue uno de los grandes temas de la reunión.

Varios de los asistentes dijeron que las redes sociales son “el principio del fin” de muchas dictaduras e instaron al Gobierno estadounidense a hacer todo lo posible para restablecer el acceso a la red para los cubanos.

Mantener las sanciones, restringir el acceso a las fuentes de financiación del Gobierno cubano y, por encima de todo, no negociar en absoluto con las autoridades cubanas, fueron otras de las propuestas.

“El origen de la mayoría de problemas del hemisferio”

El gobernador DeSantis dijo que Cuba es el origen de la inmensa mayoría de los problemas del hemisferio occidental y que la sola existencia de un régimen dictatorial y comunista es “devastadora para millones de personas” y dañina para la seguridad de EE.UU.

El pasado domingo, miles de cubanos salieron a protestar contra el Gobierno al grito de “¡libertad!”, en una jornada inédita que se saldó con decenas de detenidos y enfrentamientos después de que el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, conminara por televisión a sus partidarios a salir a afrontar a los manifestantes y defender la Revolución.

Jeanette Núñez dijo que el pueblo cubano está “desesperado por tener liberad” y que ese es el mensaje claro de las protestas, más que la covid-19 y la falta de comida, vacunas y medicamentos, algo que coincidieron en señalar todos los oradores.

DeSantis agregó que cuando “el miedo desaparece no hay marcha atrás” como se vio en la caída de la Unión Soviética y otros Gobiernos del bloque socialista.

El abogado Marcell Felipe, de la fundación Inspire America, llamó a los militares cubanos a ponerse del lado de los que protestan, para ser “los héroes de una nueva república” en lugar de seguir siendo los “esbirros” de una dictadura de 62 años.

Personas del público interrumpieron con gritos de apoyo a los manifestantes en Cuba y pidiendo acción al Gobierno de EE.UU. el acto en el Museo de la Diáspora Cubana.

Mientras se celebraba la reunión un grupo de manifestantes en apoyo a las protestas en Cuba cortó una de las principales autopistas de Miami para discurrir por ella con cánticos y banderas cubanas.

La Policía dispersó al poco tiempo a los manifestantes que aparentemente se dirigían a un acto que tendrá lugar hoy mismo en un parque donde se erige el Memorial Cubano para pedir el “fin del régimen”.

HRW: Los detenidos superan los 150

La organización Human Rights Watch (HRW) denunció ayer que los detenidos en las protestas ocurridas en Cuba “superan los 150” y exigió que cesen las violaciones de los derechos humanos en la isla.

“Los listados iniciales de detenidos en las protestas en Cuba superan los 150”, escribió en su cuenta de Twitter el director para las Américas de HRW, José Miguel Vivanco, quien además alertó que “se desconoce el paradero de muchos de ellos”. También difundió un listado de desaparecidos cuya autoría atribuyó a la ONGl Cubalex, que da cuenta de 171 personas reportadas como desaparecidas, de las cuales 17 ya fueron liberadas o se conoce su paradero.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.