Anunciando su respaldo al articulo que suspende temporalmente la ley de garantías electorales, pero reconociendo que las opiniones políticas en el Congreso están divididas, el Representante Wadith Manzur, dijo que sostener la medida retrasa por 7 meses la inversión en las regiones.

Para el congresista, la pertinencia de la ley, desde hace años se debió traer la necesidad de derogarla bajo el contexto de que fue pensada en un momento de reelección, y que, por lo tanto, “sin reelección no tiene sentido mantener la ley de garantías”.

Explicó que, con la coyuntura de la pandemia, las autoridades locales no han podido ejecutar sus planes y que, si hay ley de garantías iniciando el 13 de noviembre y terminando en junio, a los alcaldes se les acaba el tiempo para mover recursos y hacer contratación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.