Los festejos ocurrieron en momentos en que Brasil, el segundo país con más muertos (casi 224.000) por la nueva neumonía, registra un alza en los contagios y fallecimientos.

Hinchas del Palmeiras ignoraron las restricciones sanitarias contra el covid-19, en momentos en que el virus repunta en Brasil, durante las celebraciones del segundo título de la Copa Libertadores-2020 de fútbol llevadas a cabo entre sábado y domingo en Sao Paulo.

Cientos de aficionados salieron a las calles para recibir a la delegación campeona, que llegó a este domingo a la capital paulista desde Río de Janeiro, donde ganó la final del principal torneo de clubes de América contra el también brasileño Santos, según imágenes de televisión y fotografías divulgadas por la prensa local.

Los campeones aterrizaron en el aeropuerto internacional de Guarulhos y salieron con rumbo a la Academia de Fútbol, próxima a la sede social del club y a su estadio, el Allianz Parque, en la zona oeste de Sao Paulo.

Los seguidores del Palmeiras se aglomeraron hasta bien entrada la madrugada cerca al centro de entrenamiento del Verdao, muchos sin máscaras o mal utilizadas, ignorando las medidas de restricción ordenadas por las autoridades para hacer frente al repunte del coronavirus.

El club había anunciado la instalación de un “trío eléctrico” -un camión equipado con sonido de alta potencia que alberga bandas musicales- en la Academia de Fútbol, aunque al caer la noche del sábado canceló el evento por “protocolo sanitario”, según indicó en un mensaje a periodistas.

La gobernación de Sao Paulo declaró el 22 de enero restricciones para luchar contra la pandemia en la capital y la mayoría de ciudades del estado entre las 20H00 y las 06H00, de lunes a viernes, y durante toda la jornada de los sábados y domingos. 

Esa medida, que rige desde el 25 de enero hasta el 7 de febrero, autoriza solamente el funcionamiento de servicios considerados esenciales. 

“Ya estoy sin voz de tanto gritar por el equipo. Somos campeones por jugar un buen fútbol”, dijo a AFP Jackson De Souza, un hincha de 50 años.

Como otros muchos, De Souza se reunió la tarde del sábado en los alrededores del Allianz Parque para ver la victoria agónica 1-0 de su equipo contra el Peixe, pese a la fuerte presencia policial para evitar aglomeraciones.

El gigante latinoamericano, de 212 millones de habitantes, empezó a vacunar grupos prioritarios hace dos semanas. PreviousImage

Los fanáticos del equipo de fútbol brasileño Palmeiras celebran después de ganar la final de la Copa Libertadores 2020 contra el Santos

Los fanáticos del equipo de fútbol brasileño Palmeiras celebran después de ganar la final de la Copa Libertadores 2020 contra el Santos

Los fanáticos del equipo de fútbol brasileño Palmeiras celebran después de ganar la final de la Copa Libertadores 2020 contra el Santos

Los fanáticos del equipo de fútbol brasileño Palmeiras celebran después de ganar la final de la Copa Libertadores 2020 contra el Santos

Los fanáticos del equipo de fútbol brasileño Palmeiras celebran después de ganar la final de la Copa Libertadores 2020 contra el Santos

AFP

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *