Los países de la Unión Europea, que afrontan la tercera ola de la COVID-19, no disponen de las vacunas para frenar la crisis sanitaria y reactivar sus economías, por lo que se han visto obligados a modificar sus planes.

Portugal y España siguen batiendo récords de contagios y fallecidos en la tercera ola, mientras el Reino Unido anunció cuarentenas en hoteles para viajeros que procedan de zonas de alto riesgo, y Francia admite que el toque de queda no es suficiente para frenar la pandemia.

El impacto de los datos coincide con los retrasos en la entrega de las vacunas de la empresa anglo-sueca Astrazeneca, que llevó a la Comisión Europea, CE, a aumentar la presión contra esta compañía, a la que exige que cumpla con los suministros pactados en los contratos firmados con Bruselas.

Portugal roza los límites de su capacidad en una nueva jornada récord, con 293 muertes, y con traslado de 50 pacientes de un hospital por una inédita sobrecarga de la red de oxígeno. Los acogen otros centros que avisan que pronto no podrán abrir más camas.

Mientras, España marcó ayer otro récord de incidencia de la tercera ola de la COVID-19, al llegar a los 900 casos de media por cien mil habitantes en 14 días, además de notificarse otros 40.285 contagios y 492 muertes más en 24 horas.

Por su parte, el Reino Unido comunicó ayer 1725 nuevos muertos por coronavirus, la segunda mayor cifra de fallecidos diarios desde que comenzó la pandemia, tras los 1.820 que registró hace una semana.

El incremento de fallecidos e infectados se produce después de que el primer ministro británico, Boris Johnson, haya anunciado que los colegios no reabrirán en Inglaterra al menos hasta el 8 de marzo.

El Gobierno británico también teme la llegada de nuevas mutaciones que puedan ser resistentes a las actuales vacunas, por lo que ayer anunció que los pasajeros que lleguen desde países considerados de riesgo deberán mantener una cuarentena de 10 días en hoteles u otros establecimientos.

Los casos globales de COVID-19 llegaron ayer a 99,6 millones según las estadísticas de la Organización Mundial de la Salud (OMS), aunque la cifra de contagios diarios notificados al organismo de la ONU, 410.000, fue la más baja de los últimos tres meses.

$!Europa no frena pandemia; aumenta tensión por demoras en las vacunas

Garantizar dosis

Entre tanto, la CE exigió ayer a AstraZeneca que respete sus compromisos legales y “morales” y encuentre una solución para entregar las dosis de su vacuna firmadas con la Unión Europea y que ha anunciado que no podrá suministrar a tiempo.

“Estamos en una pandemia. Perdemos gente todos los días. Esto no son números, son personas”, declaró en una rueda de prensa la comisaria europea de Sanidad, Stella SKyriakides.

Monopolio de las vacunas, dice la OMS

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, alertó ayer, en la asamblea parlamentaria del Consejo de Europa, de que el 75% de las vacunas ya puestas se concentran en sólo 10 países y reclamó que la campaña de vacunación sea igualitaria.

Según Tedros, no sería correcto que los adultos más jóvenes y sanos de los países ricos se vacunen antes que los ancianos y trabajadores sanitarios de los países pobres. “Espero que lo entendáis”, apuntó.

El directivo de la OMS se mostró preocupado por el “peligro real” de que la vacuna sólo lleve esperanza a los países ricos mientras que buena parte del mundo se queda atrás.

$!Europa no frena pandemia; aumenta tensión por demoras en las vacunas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.